«
»

Top

¿Cuáles son los tratamientos para el insomnio?

Publicado el 13 ago. 2021 • Por Aurélien De Biagi

El insomnio crónico es una condición que afecta a cerca a un 10-15% de los adultos en España en 2021. El ritmo de vida actual y el envejecimiento de la población hacen, además, que el insomnio sea un trastorno cada vez más común

No podemos hablar del insomnio sin hablar del sueño. Por lo tanto, en este artículo presentaremos el impacto del sueño en el organismo, definiremos el insomnio y presentaremos los distintos tratamientos existentes para él. 


¿Cuáles son los tratamientos para el insomnio?

¿Qué es el sueño? 

El sueño es una parte importante de la vida de todo ser humano. Por término medio, pasamos un tercio de nuestra vida durmiendo. 

Además, el sueño influye en varias funciones de nuestro organismo, entre ellas: 

  • El desarrollo cerebral del niño; 
  • La producción de hormonas: insulina, cortisol, hormonas del apetito (se cree que la falta de sueño es responsable, en parte, del aumento de la obesidad); 
  • Favorece el aprendizaje y consolida la memoria
  • Estimula la inmunidad

Los patrones y necesidades de sueño de cada persona son únicos. Por término medio, un adulto duerme entre 7 y 8 horas por noche, aunque existen durmientes pesados y ligeros. Por lo tanto, cada persona tiene unos hábitos de sueño diferentes. Una buena noche de sueño es aquella que te hace sentir eficaz a la mañana siguiente. 

La edad influye en el sueño. Con la edad, el sueño se vuelve más ligero y de peor calidad (sensación de estar despierto varias veces por la noche). Las personas mayores también tienden a dormirse antes y a despertarse antes. El sueño nocturno disminuye y, a menudo, se produce un aumento del número de siestas. 

¿Qué es el insomnio? 

El insomnio se define como la falta de sueño o un sueño de mala calidad. También tiene un impacto en las actividades diurnas del paciente. Se pueden experimentar dificultades de concentración, problemas de memoria e irritabilidad. 

Existen varios tipos de insomnio en función de la hora de la noche a la que afecta. Así, distinguimos entre: 

  • Insomnio de conciliación: el insomnio más frecuente, se siente cuando aparece dificultad en el inicio del sueño; 
  • Insomnio de mantenimiento: el paciente se despierta durante la noche y no puede volver a dormirse; 
  • Insomnio de despertar precoz: el paciente se despierta muy temprano por la mañana (4-5 horas) y no puede volver a dormirse; 
  • Insomnio global: el tipo más raro caracterizado por la incapacidad total de conciliar el sueño. 

Las causas más comunes del insomnio son el estrés, la ansiedad, pero también factores ambientales como el ruido, el dolor, la cafeína, el tabaco o el alcohol. El insomnio también puede ser un signo de depresión. El hipertiroidismo, el asma nocturno o el síndrome de apnea obstructiva del sueño también pueden estar implicados en el insomnio. 

En caso de insomnio repetido o crónico (más de 3 veces por semana durante 3 meses o más), no dudes en consultar a tu médico. Tu médico puede prescribirte un tratamiento o tratar la causa subyacente de tu insomnio. 

El primer tratamiento para el insomnio es un estilo de vida saludable y unas condiciones de sueño óptimas. El tratamiento farmacológico no es sistemático. Puede ayudar, pero debe ser evaluado por un médico. De hecho, estos tratamientos pueden provocar tolerancia y dependencia. Por ello, deben tomarse durante el menor tiempo posible y dejar de tomarse lo antes posible. Además, el tratamiento con somníferos no debe reanudarse sin consejo médico. 

¿Qué son les somníferos? 

Los somníferos incluyen los llamados fármacos "hipnóticos". La principal clase terapéutica de hipnóticos que se prescriben para esta indicación son las benzodiacepinas (BZD) y los parientes de las benzodiacepinas. 

Se distingue entre benzodiacepinas de acción corta, media y larga. Las benzodiacepinas de acción corta se prescriben para el insomnio ocasional o de conciliación. Las segundas se utilizan para el insomnio de corta duración o de mantenimiento. Las terceras se prescriben para el tratamiento del insomnio de despertar precoz o crónico. Las BZD hacen efecto en unos 20 minutos, por lo que deben tomarse justo antes de acostarse. 

Aunque son eficaces, estos tratamientos también tienen inconvenientes. Las benzodiacepinas pueden causar tolerancia. Cuando un paciente se vuelve tolerante a una sustancia, será necesario aumentar las dosis para conseguir el mismo efecto. Además, con el uso repetido, se puede desarrollar una dependencia. Por ello, las dosis se aumentan poco a poco para encontrar la menor dosis efectiva posible. 

Todos los somníferos tienen efectos secundarios, algunos de los cuales son comunes a ellos, como la somnolencia potencialmente peligrosa y la reducción del estado de alerta. De hecho, se recomienda un retraso de 7 a 8 horas entre la toma de un somnífero y la reanudación de las actividades que requieren vigilancia. 

Las BZD utilizadas para el tratamiento del insomnio son el lormetazepam, el loprazolam, el nitrazepam y el estazolam. 

Las benzodiacepinas relacionadas son el zolpidem y la zopiclona

Otra clase de fármacos utilizados son los antihistamínicos. Generalmente utilizados para las alergias, algunos antihistamínicos tienen propiedades hipnóticas. Tienen una larga duración de acción que presenta un riesgo de somnolencia durante el día. Sin embargo, no hay riesgo de tolerancia. La doxilamina es un ejemplo de antihistamínico utilizado en esta indicación. 

¿Y qué hay de la melatonina? 

La melatonina es una hormona segregada por la epífisis (una glándula situada en el cerebro). Se segrega de forma natural al anochecer, su concentración aumenta hasta aproximadamente las 3 de la mañana (entre las 2 y las 4) y luego disminuye gradualmente. Informa al cuerpo del anochecer

Esta hormona actúa sobre los receptores implicados en el ciclo circadiano (ciclo biológico de 24 horas). Sin embargo, en 2012, las autoridades sanitarias europeas (EFSA, Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria y la Comisión Europea) juzgaron que los efectos de la melatonina simplemente tenían un impacto en la conciliación del sueño, y que los complementos alimenticios a base de melatonina no mejorarían el ritmo circadiano ni la calidad del sueño. 

Hoy en día, existe un medicamento autorizado a base de melatonina: Circadin®. Este medicamento está indicado para personas mayores de 55 años que sufren de insomnio. En efecto, con la edad, la producción de melatonina disminuye, lo que puede ser la causa de los trastornos del sueño. 

Además, este tratamiento tiene muchas interacciones con otros medicamentos. De hecho, se ha demostrado que Circadin® potencia las propiedades sedantes de las benzodiazepinas y otros hipnóticos como el zolpidem y la zopiclona. La administración concomitante de estas sustancias provoca un mayor deterioro de la memoria, la atención y la coordinación. Circadin® también potencia los efectos de la imipramina (un antidepresivo), lo que provoca un mayor efecto tranquilizante y dificultad para realizar tareas. La melatonina también interactúa con la tioridazona, un antiesquizofrénico. La combinación de estos dos tratamientos puede, efectivamente, provocar mareos en el paciente. Además, los antibióticos de la familia de las quinolonas, la cimetidina y el tratamiento con estrógenos (anticonceptivos, terapia hormonal sustitutiva, etc.) potencian los efectos de la melatonina. Por el contrario, el tabaco, el alcohol, la carbamazepina (un antiepiléptico) y la rifampicina (un antibiótico) reducen los efectos de esta molécula. 

Por último, un tratamiento con Circadin® no puede superar las 13 semanas. Este medicamento sólo está disponible con receta médica para el tratamiento del insomnio, por lo que no debes volver a utilizarlo sin consultar a un médico.


¿Este artículo te ha sido útil?  

¡Haz clic en "Me gusta" y comparte tu opinión o interrogantes con la comunidad más abajo en los comentarios!  

¡Cuidate!


19
avatar Aurélien De Biagi

Autor: Aurélien De Biagi, Redactor de Salud, estudiante en farmacia

Aurélien es estudiante de 5º curso de farmacia en la Universidad de Lorena. Escribe artículos de salud para Carenity. Tiene especial interés en los campos de la neuropsiquiatría y el cardiovascular.

Desea... >> Saber más

Comentarios

También te gustará

Ocho pautas para combatir el insomnio

Insomnio

Ocho pautas para combatir el insomnio

Leer el artículo
¿Qué plantas utilizar para aliviar los dolores articulares y musculares?

¿Qué plantas utilizar para aliviar los dolores articulares y musculares?

Leer el artículo
¿Cuál es el impacto psicológico del dolor crónico? ¡Los miembros de Carenity hablan de ello!

¿Cuál es el impacto psicológico del dolor crónico? ¡Los miembros de Carenity hablan de ello!

Leer el artículo
Trastornos del sueño: ¡lo que piensan los miembros de Carenity!

Trastornos del sueño: ¡lo que piensan los miembros de Carenity!

Leer el artículo