«
»

Top

El papel de las mutaciones BRCA1/BRCA2 y el estado de HER2 en el tratamiento del cáncer de mama

Publicado el 4 feb. 2021 • Por Doriany Samair

Las mutaciones en los genes BRAC1 y 2 han sido ampliamente reconocidas como predisposiciones genéticas al cáncer de mama. ¿Qué significa ser portador de estas mutaciones? ¿A qué corresponde el estado del HER2, que se busca sistemáticamente cuando se diagnostica un cáncer de mama? ¡Te lo contamos todo en nuestro artículo!

El papel de las mutaciones BRCA1/BRCA2 y el estado de HER2 en el tratamiento del cáncer de mama

La detección

El cáncer de mama es el más frecuente entre las mujeres y afecta a una de cada ocho. 

La estrategia de detección sistemática del cáncer de mama

¿A quién concierne? 

Las mujeres de entre 50 y 74 años se someten a pruebas de detección, normalmente cada dos años, aunque no tengan síntomas ni factores de riesgo. Se considera que entre los 50 y los 74 años (después de la menopausia), la mujer tiene más riesgo de desarrollar un cáncer de mama.

Las mujeres con factores de riesgo (presencia de cáncer de mama en el entorno inmediato) son objeto de una vigilancia personalizada. En efecto, en la historia de este cáncer, es importante tener en cuenta el historial de salud de la familia y los antecedentes familiares. Las recomendaciones de detección varían según los antecedentes: la vigilancia es más estrecha en las mujeres "de riesgo" y más temprana.

¿Qué son las pruebas de detección?

Cada dos años, la detección consiste en una mamografía y un examen clínico (mediante palpación e interrogatorio de la paciente). A continuación, otros exámenes pueden completar el diagnóstico: biopsia, resonancia magnética o incluso una ecografía.

El objetivo de estas pruebas es detectar precozmente cualquier célula cancerosa, no palpable o cualquier forma de cáncer asintomático. De hecho, detectado en una fase temprana, un cáncer de mama tiene más de un 90% de posibilidades de ser tratado.

Las pruebas genéticas: mutaciones genéticas BRCA1 y BRCA2

¿Por qué hacer una prueba genética?

La aparición del cáncer de mama suele estar vinculada a los antecedentes familiares de la mujer y a la presencia de mutaciones específicas. La detección de mutaciones mediante pruebas genéticas está a la vanguardia de la estrategia de diagnóstico y desempeña un importante papel preventivo.

Mutaciones hereditarias, ¡pero no sólo!

Es necesario mencionar que el desarrollo de este tipo de cáncer se ve favorecido por la existencia subyacente de mutaciones hereditarias en los genes BRCA1 y BRCA2, y más raramente PALB2. Estos 3 genes son los más implicados (del 2 al 5%) en el desarrollo del cáncer de mama, pero recientemente se han identificado otros genes de predisposición.

El riesgo de desarrollar cáncer de mama en la población general es de hasta un 12%. Este riesgo aumenta considerablemente en la población con las mutaciones genéticas:

  • Con BRCA1: el riesgo es del 45% antes de los 50 años y del 70% antes de los 80 años;
  • Con BRCA2: el riesgo es del 35% antes de los 50 años y del 70% antes de los 80 años.

La noción de riesgo se refiere a la idea de que se puede ser portador de una de estas mutaciones y declarar la enfermedad, pero también deja la posibilidad de que, siendo portador, el cáncer nunca se desarrolle.

El número de mujeres que estarían predispuestas al cáncer de mama asciende a 120.000. Cuando se descubre la existencia de una predisposición en una familia, se recomienda proponer pruebas genéticas a los familiares para identificar a las personas predispuestas y recomendarles un seguimiento adecuado, o para tranquilizar a los que no son portadoras de la mutación.

La presencia de mutaciones genéticas no siempre está relacionada con el terreno familiar. En el 50% de las mujeres con una de estas mutaciones, los antecedentes familiares eran inexistentes. Por eso es tan importante estudiar los riesgos individuales: el tabaquismo, el alcohol, la dieta, el estilo de vida. Las autoridades sanitarias se plantean incluso la cuestión de ampliar las recomendaciones de las pruebas genéticas.

Tras la detección de las mutaciones BRCA1 y BRCA2, el tratamiento de una paciente puede ir desde un simple seguimiento estrecho hasta la cirugía preventiva (mastectomía, extirpación de la glándula mamaria, por anticipado).

El estado de HER2

Más allá del importante aspecto preventivo, una prueba genética también desempeña un papel predictivo. Cuando se confirma un cáncer, la caracterización genética del mismo puede servir para predecir la evolución de la enfermedad, su pronóstico (agresividad y metástasis) o la eficacia o resistencia de un tratamiento. Por ejemplo, ciertas terapias dirigidas son más apropiadas y eficaces para tratar un cáncer debido a un tipo de mutación. El conocimiento de esta firma genética del cáncer orienta la elección de la terapia, con el objetivo de personalizar al máximo el tratamiento. 

El estado del HER2 se busca sistemáticamente en las mujeres diagnosticadas de cáncer de mama. Es a partir de la muestra de la biopsia que se busca la anormalidad.

HER2, ¿qué es?

HER2 , "human epidermal growth factor receptor 2" o receptor 2 del factor de crecimiento epidérmico humano, es un receptor de membrana presente de forma natural en las células mamarias y que participa en la regulación de la proliferación y el crecimiento de las células. El HER2 es estrictamente un receptor cuya sobreexpresión puede favorecer la formación de tumores. De hecho, en la superficie de las células mamarias, estimula su crecimiento. 

¿Con qué pruebas?

Hoy en día, se pueden realizar dos pruebas: IHC, InmunoHistoquímica que consiste en cuantificar la presencia de la proteína HER2 directamente en las células cancerosas o por FISH, una técnica de inmunofluorescencia que pone de manifiesto la amplificación genética del HER2. Dependiendo de la cantidad de HER2, se dice que el tumor es HER2+ o HER-. Entre el 12 y el 20% de los cánceres de mama son HER2+. En estos casos, puede ofrecerse una terapia anti-HER2 dirigida. 

Las terapias dirigidas anti HER2

En el tratamiento del cáncer de mama con sobreexpresión de HER2+, las terapias dirigidas se han convertido en la primera opción. Estas terapias se dirigirán de forma precisa y específica al mecanismo de desarrollo y supervivencia de las células tumorales. A diferencia de las quimioterapias más convencionales, en las que el modo de acción es destruir las células cancerosas, el objetivo aquí es matar de hambre al tumor y privarlo de factores de crecimiento. 

Las terapias dirigidas anti-HER2 se administran por vía intravenosa o subcutánea. Entre ellas se encuentran el trastuzumab (Herceptin®), el pertuzumab (Perjeta® y Kadcyla®) o el lapatinib (Tyverb®).

Esta modalidad de tratamiento ha mejorado significativamente el tratamiento y el pronóstico de las pacientes con cáncer de mama.

¿Este artículo te ha sido útil?

¡Comparte tus sentimientos e interrogantes con la comunidad más abajo en los comentarios!

¡Cuidate!



avatar Doriany Samair

Autor: Doriany Samair, Asistente de Marketing Digital

En el equipo de Marketing Digital, Doriany está a cargo de escribir fichas de enfermedad así como artículos científicos. También se encarga de la moderación y animación de la comunidad en el foro de Carenity Francia,... >> Saber más

Comentarios

También te gustará

Premio Nobel: la promesa de la inmunoterapia en la lucha contra el cáncer

Cáncer de mama

Premio Nobel: la promesa de la inmunoterapia en la lucha contra el cáncer

Leer el artículo
Sexualidad, fertilidad y empleo, los olvidados del tratamiento del cáncer (Academia de la Medicina)

Cáncer de mama

Sexualidad, fertilidad y empleo, los olvidados del tratamiento del cáncer (Academia de la Medicina)

Leer el artículo
¡La Organización Mundial de la Salud se compromete con la lucha contra el cáncer de mama con el Octubre Rosa!

Cáncer de mama

¡La Organización Mundial de la Salud se compromete con la lucha contra el cáncer de mama con el Octubre Rosa!

Leer el artículo
Mayor riesgo de cáncer en personas altas debido al número de células

Cáncer de mama

Mayor riesgo de cáncer en personas altas debido al número de células

Leer el artículo

Ficha descriptiva de la enfermedad