«
»

Top

Fibromialgia: ¿cuáles son los primeros signos y síntomas de la enfermedad?

Publicado el 22 ene. 2023 • Por Rahul Roy

La fibromialgia es una enfermedad crónica que se acompaña de dolor persistente, fatiga inmensa y trastornos del sueño, entre otros muchos síntomas. Puede tener un impacto significativo en la vida del paciente, tanto profesional como personal. A veces, estos síntomas pueden ser difíciles de diagnosticar debido a su naturaleza variable. 

¿Qué es la fibromialgia? ¿Cuál es su causa? ¿Cuáles son los primeros síntomas de la enfermedad? ¿Qué medidas de precaución pueden tomarse para combatir estos síntomas? 

¡Te lo contamos todo en nuestro artículo!

Fibromialgia: ¿cuáles son los primeros signos y síntomas de la enfermedad?

¿Qué es la fibromialgia?

En España, más de 276.000 personas padecen fibromialgia, según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) .

La fibromialgia es una enfermedad crónica que provoca dolor y sensibilidad generalizados en todo el cuerpo, fatiga, trastornos del sueño, problemas de memoria y angustia mental. 

Puede ser una enfermedad difícil de diagnosticar, ya que no aparece inmediatamente en las pruebas y tiene una larga lista de síntomas que pueden resultar confusos. Los tratamientos recomendados pueden depender de la gravedad de la enfermedad, así como de la persona. Por lo tanto, los profesionales de la salud deben estar debidamente formados y el público debidamente informado para poder ofrecer un tratamiento y una gestión adecuados.

Es importante señalar que, aunque la fibromialgia no es potencialmente mortal, puede ser extremadamente debilitante. Los síntomas de la fibromialgia pueden tener un impacto significativo en la vida diaria del paciente, por lo que su reconocimiento precoz es crucial.

¿Cuáles son las causad de la fibromialgia?

Es difícil determinar las causas exactas de la fibromialgia. Sin embargo, la predisposición hereditaria y las reacciones químicas del sistema nervioso pueden influir en la aparición de la enfermedad. Se necesita profundizar aún más en la investigación para verificar estas afirmaciones. 

Según el CDC, una persona con lupus o artritis reumatoide tiene más probabilidades de desarrollar fibromialgia que una persona sana. También se han mencionado como factores de riesgo los acontecimientos traumáticos, como los accidentes que pueden causar trastorno de estrés postraumático, así como las lesiones repetidas y la obesidad. Pero lo cierto es que, en general, se desconoce la causa de la enfermedad. 

Aunque a la mayoría de las personas se les diagnostica por término medio entre los 25 y los 55 años, la enfermedad también puede desarrollarse en niños y ancianos. Afecta más a las mujeres (90%) que a los hombres. Se dice que las hormonas influyen en el desarrollo de la fibromialgia, aunque las razones exactas no están claras.

¿Cuáles son los primeros síntomas de la enfermedad?

La fibromialgia presenta una amplia gama de síntomas que varían de una persona a otra. El dolor es el principal síntoma para todas las personas y un diagnóstico precoz puede ayudar a controlar mejor la enfermedad. Los primeros síntomas que pueden señalar la presencia de fibromialgia son:

Dolor difuso

El dolor es el principal síntoma de la fibromialgia, es difuso y afecta principalmente a los músculos y ligamentos. Las partes del cuerpo más afectadas son el cuello, los hombros, la espalda y las caderas. El dolor puede describirse como un dolor constante que persiste durante más de tres meses y que puede mejorar o empeorar en distintos intervalos de tiempo.

Fatiga intensa

Uno de los principales síntomas de la fibromialgia es también la fatiga intensa, que puede interferir gravemente en la vida cotidiana de quien la padece. La gravedad de la enfermedad puede variar de leve a grave según el individuo y, en su estado más grave, puede impedir que una persona siga trabajando. Los pacientes pueden sentirse cansados y faltos de energía, a veces incluso con la sensación de padecer un síndrome gripal.

Trastornos del sueño

La fibromialgia puede repercutir negativamente en la calidad del sueño, y los pacientes suelen despertarse cansados, desorientados e inquietos. Puede resultarles difícil levantarse de la cama. El sueño no es reparador.

Problemas cognitivos

Conocidos comúnmente como "fibroniebla" (fibro-fog en ingles), estos problemas afectan a la capacidad del paciente para pensar y aprender. Pueden tener dificultades para concentrarse y prestar atención, y perder el hilo de sus pensamientos. La memoria puede parecer que falla y el habla puede parecer alterada o ralentizada.

Dolores de cabeza

Otro síntoma precoz son los dolores de cabeza persistentes, que pueden ir desde cefaleas leves a migrañas graves. La mayoría de los dolores de cabeza no son graves y tienden a desaparecer por sí solos, pero cuando se producen constantemente, puede ser el momento de buscar atención médica. 

Hay otros síntomas, como sensibilidad al tacto, entumecimiento en ciertas partes del cuerpo, depresión y problemas digestivos, pero suelen aparecer en las últimas fases de la enfermedad, aunque de nuevo esto depende de cada persona.

¿Cómo controlar los síntomas de la enfermedad?

En cuanto aparezcan estos síntomas, lo mejor es consultar a un profesional sanitario, para beneficiarse del tratamiento personalizado que implica esta enfermedad. 

Es importante comprender que la fibromialgia no tiene cura, pero existen tratamientos que pueden ayudar a controlar los síntomas, como por ejemplo:

  • Los Medicamentos con receta, prescritos por el médico, que ayudan a reducir el dolor y mejorar el sueño. Los medicamentos más recetados para la fibromialgia son analgésicos, antidepresivos y anticonvulsivos
  • La terapia puede ayudar al paciente a comprenderse mejor a sí mismo y a la enfermedad. Existen muchas opciones de tratamiento que pueden adaptarse a cada persona, como la fisioterapia para mejorar la fuerza y la flexibilidad, la terapia ocupacional para ayudar al cuerpo a funcionar y la psicoterapia para reforzar la resolución mental. Entre estas últimas figuran también la terapia cognitivo-conductual (TCC) y la terapia de aceptación y compromiso (ACT),
  • Las prácticas de gestión del estrés como el yoga, la meditación, el tai chi y los masajes ayudan a controlar el dolor.

Conclusión 

Si crees que tienes alguno de estos síntomas, no dudes en pedir cita médica. Intenta ser lo más específico/a posible con el médico cuando le facilites información sobre tus síntomas.

Si efectivamente te diagnostican fibromialgia, no te alarmes e intenta adoptar el mejor plan de tratamiento para controlar los síntomas. En última instancia, la fibromialgia no es una enfermedad mortal, pero un conocimiento precoz que conduzca a un diagnóstico temprano ayudará a gestionarla mejor.


¿Este artículo te ha gustado?     

 
¡Haz clic en me gusta y comparte tu opinión y tus interrogantes con la comunidad más abajo en los comentarios!     

 
¡Cuidate! 


8
avatar Rahul Roy

Autor: Rahul Roy, Redactor de Salud

Rahul es creador de contenido en Carenity, especializado en la redacción de textos sobre salud. Rahul está cursando un máster en gestión en la EDHEC Business School. En su tiempo libre, le gusta jugar al fútbol y... >> Saber más

Comentarios

También te gustará

¿Por qué algunas personas siguen pensando que la fibromialgia es una enfermedad psicosomática?

Fibromialgia

¿Por qué algunas personas siguen pensando que la fibromialgia es una enfermedad psicosomática?

Leer el artículo
¿Es la fibromialgia una enfermedad autoinmune?

Fibromialgia

¿Es la fibromialgia una enfermedad autoinmune?

Leer el artículo
Día Mundial de la Fibromialgia: por una mejor calidad de vida

Fibromialgia

Día Mundial de la Fibromialgia: por una mejor calidad de vida

Leer el artículo

Discusiones más comentadas

Ficha descriptiva de la enfermedad